Tras el ligero y sabroso paréntesis del artículo anterior sobre algunos errores frecuentes en la ortografía, retomamos el pesado e insípido, pero necesario, tema de la concordancia gramatical verbal. Es el último artículo sobre el temita, lo prometo. Por mi salud mental y por la vuestra.

Por si no lo recordáis, lo habíamos dejado en la concordancia gramatical verbal. Vamos a ver los casos que nos quedan ayudándonos, como siempre de algunos ejemplos. Y lo haremos apoyándonos en la inestimable autoridad de la Santísima Inquisición de la Lengua. ¡Oh, RAE, totus tuus!

La concordancia gramatical verbal cuando el sujeto es un sustantivo acompañado de varios adjetivos ordinales

En este caso, no importa si el sustantivo está en singular, el verbo irá siempre en plural:

La primera y tercera lección entrarán en el examen.

La concordancia verbal cuando el sujeto es un sustantivo colectivo.

Concordancia gramatical verbal en sustantivos colectivos

Ahora os preguntaréis qué es un sustantivo colectivo. Pues es un sustantivo como gente, familia, piara, equipo, constelación, manada… Es decir, un sustantivo que se escribe en singular pero que hace referencia a un grupo o conjunto de personas, animales o cosas que guardan algún tipo de relación entre ellos. Por cierto, grupo y conjunto también son sustantivos colectivos. Pues bien, aquí nos podemos encontrar con varios casos. Como no…

  1. La norma general nos dice que si tenemos uno de estos sustantivos como sujeto, la concordancia verbal gramatical se conseguirá utilizando el verbo en singular, así como todos los adjetivos o pronombres que se refieran a ese sustantivo:

El equipo viajará el próximo viernes.

Ese gran rebaño lo vigila un solo perro pastor.

  1. No obstante, si introducimos una segunda oración, la concordancia verbal gramatical puede hacerse en plural porque, como nos explica la RAE, se considera que al verbo de esta segunda oración le corresponde un sujeto plural tácito:

Su gente acudió a la reunión, pero (ellos) no tardaron en marcharse.

El público respetó el minuto de silencio y, al finalizar, (ellos) cantaron el himno.

  1. En las oraciones compuestas de sujeto, verbo ser y sustantivo como atributo, la concordancia gramatical verbal se conseguirá poniendo el verbo y el sustantivo en plural.

Esa familia son mafiosos.

  1. Sin embargo, en las oraciones compuestas de sujeto, verbo ser y adjetivo como atributo, la concordancia gramatical verbal se conseguirá poniendo el verbo y el sustantivo en singular.

La gente de este pueblo es muy agradable.

  1. Y si en el nombre colectivo se incluye la persona que está hablando o a quien se habla, se puede utilizar el verbo en plural.

La gente de Galicia vacilamos que da gusto.

La peña de vuestra generación os creéis que lo sabéis todo.

La concordancia verbal cuando tenemos un cuantificador, la preposición «de« y un sustantivo en plural.

En fórmulas como la cuarta parte de los alumnos, la mayoría de los españoles, un montón de niños o el resto de los presentes, vemos que hay una primera parte con un sustantivo en singular (el cuantificador) que hace referencia a un conjunto de personas, animales o cosas que aparecen en plural y después de la preposición de. Pues bien, también aquí hay varios casos:

  1. Por lo general, la concordancia verbal gramatical puede hacerse en singular o plural, dependiendo si consideramos sujeto al cuantificador o a los elementos que aparecen en plural.

La mitad de los estudiantes aprobó (o aprobaron).

Una docena de churros se quemaron (o se quemó).

  1. Pero si el verbo va acompañado de un atributo o un complemento, la concordancia verbal gramatical se hará en plural.

Una minoría de españoles son racistas.

La mayoría de las jugadoras acabaron muy cansados.

  1. Y con los cuantificadores que no van acompañados de determinantes, como infinidad, cantidad o multitud, la concordancia verbal gramatical siempre se hará en plural.

Infinidad de peces perecieron por el vertido.

Concordancia gramatical verbal con cuantificadores

Multitud de trabajadores se manifestaron contra la reforma.

Y acabamos este apartado. Si lo repasáis, seguro que os daréis cuenta de que la concordancia verbal gramatical en plural siempre es correcta en todos estos casos, así que, ante la duda, elegid el plural.

La concordancia verbal cuando en un sujeto en plural se incluye el hablante o aquel a quien se habla.

En este caso, la concordancia verbal gramatical se hará en plural.

                        Los coruñeses estamos enamorados de nuestra ciudad.

La concordancia gramatical verbal en la construcción «uno de los que« seguida de verbo

Cuando esta construcción funciona como sujeto, la concordancia gramatical verbal más correcta es en plural, aunque se admite en singular:

Uno de los que protestaban (o protestaba) acabó en comisaría.

Si en una oración el sujeto es un pronombre de primera o segunda persona en singular (yo, tú/vos), el verbo es el ser y la construcción en cuestión forma parte del atributo, la concordancia gramatical verbal la conseguiremos poniendo el verbo siempre en tercera persona y preferiblemente en plural, aunque también se admite el singular:

Yo era uno de los que permanecían (o permanecía) en pie.

Tú fuiste uno de los que compitieron (o compitió) por el primer premio.  

La concordancia verbal en las construcciones «yo soy de los que», «tú eres (o vos sos) de los que» seguidas de un verbo

En estas construcciones, hay una elipsis del pronombre «uno« (yo soy [uno] de los que). La concordancia gramatical verbal se conseguirá, en este caso, con el verbo en tercera persona y preferiblemente en plural (concordando con los), aunque también se admite en singular (concordando con uno):

                        Yo soy de los que escriben por puro placer (o escribe).

La concordancia gramatical verbal en las construcciones «yo soy el que (o quien)», «tú eres (o vos sos) el que (o quien)» seguidas de un verbo

En estas construcciones tenemos dos partes: una dominada por el verbo ser y la otra por un verbo diferente que será el que nos generará dudas a la hora de hacer la concordancia gramatical verbal. Además, podemos encontrarnos con varios casos.

1, Que el verbo vaya en tercera persona, concordando con el que o quien. Esta es la opción preferible en el habla culta.

            Tú eres quien dirige el cotarro.

  1. Que el verbo concuerde con el mismo sujeto del verbo ser, opción bastante frecuente en el habla coloquial:

            Yo soy el que miro por el bien de todos.

  1. Que invirtamos los elementos de la construcción. Si hacemos esto, es más frecuente utilizar la tercera persona:

            El que dirige aquí soy yo (mejor que el que dirijo aquí soy yo).

concordancia gramatical verbal en construcciones especiales

  1. Cuando el sujeto del verbo ser es un pronombre como nosotros/as o vosotros/as, el verbo de la segunda parte de la construcción hará la concordancia gramatical verbal con ese pronombre:

Nosotras somos las que ganamos el premio.

Y ahora sí, llegamos al fin del tema de la concordancia. Fue un arduo camino, pero lo completamos con éxito. Ahora toca pensar otra ruta ortográfica o gramatical menos dura para el próximo artículo. Mientras tanto, ya sabéis que vuestras sugerencias y comentarios serán bienvenidos. ¡Hasta el próximo artículo!